Cosas De Comé

Ir a la página de Antonia Butrón
Categorías Buscador
Publicidad
Pulsa aquí para ir a la página de Romerijo
Ir a la página de Tierras de Cádiz
Ir a la tienda
Ir a la página de Pantalán G
Pinchar para más información sobre la ruta
Ir a la página de Montesierra
Pinchar para más información sobre la ruta
Ir a la página de Unic Hostelería
Ir a la página de Ideólogo
Ir a la página de Baelo
Pulse para obtener más detalles de la taberna La Sorpresa
Más información sobre las jornadas del calamar de potera, aquí
Pincha aquí para ir a la web de Pescados Bedimar
Ir a la página del Molino de Espera
Ir a proveedores.com
Ir a la página de Viñas del Vero

La Granja Santa Ana encuentra su sello

Publicado el Lunes, Noviembre 28, 2011 por Cosas de Comé

El establecimiento de tapas de Cádiz remodela su local y su carta para acercarse más a una oferta multicultural en la que Emilio Cueto mezcla en un centenar de platos estilos de cocina y culturas gastronómicas diferentes

Emilio Cueto con el nuevo logotipo de su establecimiento que se produce en una de las paredes del local, que acaba de ser remodelado. Foto: Cosas de Comé

“Mi idea -explica Emilio Cueto, el propietario de la Granja Santa Ana- es que el cliente cuando venga pueda comer del estilo que le apetezca, que no siempre es el mismo y lo encuentre aquí. Tú no estás siempre del mismo animo y para comer te pasa igual. Si un día quiere un poquito de cazón en adobo, pues aqui lo tiene, pero si otro le apetece un arroz, una pizza o un plato de inspiración oriental, pues también. Ese es nuestro objetivo, pero haciendolo todo nosotros, con productos de calidad y con nuestra personalidad. Es lo que pretende la nueva Granja Santa Ana”, afirma.

Emilio Cueto Vergara tiene 30 años y es un apasionado de su trabajo. Afirma que disfruta con él y que está todo el día “dandole vueltas al coco”. Le gusta viajar e informarse para traer nuevas ideas. Lo de la hostelería lo vivió desde pequeño. Sus padres Emilio Cueto, de la familia de los Cueto y su madre Loli Reyes, lo tenían mucho tiempo en el bar cuando era pequeño. Fundaron la Granja Santa Ana allá por 1975.

A los 23 años Emilio hijo ya puso su primer negocio de hostelería El Fenix Bar, que sigue manteniendo en la actualidad junto a la plaz de San Juan de Dios y que compagina con la Granja Santa Ana que comenzó también a regentar cuando se jubiló su padre en el 2007.

La remodelación del bar señala que la ha realizado porque “queríamos tener un sello. Que la gente supiera que somos nosotros. Somos algo que podrá gustar más o menos, pero diferente y queríamos transmitir eso a los clientes”. La idea se la expuso a su amigo Victor Pardo y con ellos ha colaborado la empresa Salvartes que ha sido la encargada de desarrollar el nuevo logotipo y la idea. El nuevo logo de Granja Santa Ana llena ya toda la pared principal del comedor del establecimiento. La idea, destaca Emilio, “es que tenemos un sello, un sello de calidad y por eso el logotipo está rodeado de imágenes de productos naturales”.

El establecimiento tiene ahora colores más claros para darle más luz, pero lo que van a notar más los clientes es la puesta en marcha de una nueva carta que abarca desde los desayunos, con molletes de Antequera,  hasta las cenas y donde se ofertan más de un centenar de platos, la mayoría disponibles tanto en tapas como en ración.

Más de un centenar de propuestas

En la carta hay aspectos llamativos. Por ejemplo cada plato lleva a su lado una serie de logotipos que indican si son aptos para celíacos o vegetarianos, si son especiales para niños, si llevan picante o si son bajos en calorías. También se indica si son creaciones de su padre o si son “platos de película” ya que hay una serie de propuestas que tienen nombre relacionadas con ellas. También se indica que las patatas fritas se hacen con aceite de oliva y que hay una freidora especial destinada a ellas, para que salgan perfectas. Hay una nota indicando que tienen pan para celiacos y otra que destaca que tienen quitamanchas, gafas o incluso cepillos de dientes para el que lo demande. Se propone comenzar con un vermouth especial preparado por el establecimiento con un poco de ginebra, limón o con un aperitivo típico veneciano llamado “Spritz” y que lleva Campari, gaseosa, una rodaja de naranja y una aceituna.

La cocina está a cargo de Juan Luis Mejías, cocinero gaditano de 32 años y que ya lleva 4 junto a Emilio Cueto. El se encarga de mantener como fueron creadas recetas de Emilio Cueto padre como el huevo a la flamenca, las croquetas del puchero, los mejillones rellenos o la carne al toro con sus papas fritas y también de las nuevas creaciones como un sushi de papas aliñás, una de las últimas creaciones del establecimiento en la que una crema de papas aliñás se enrolla en una capa de alga nori, la misma que se utiliza para el sushi. Luego, se presenta cortada en lonchas como el plato japonés.

El sushi de papas aliñás, una de las tapas más llamativas de la carta. Foto: Cosas de Comé.

 

 

Las fusiones gastronómicas son constantes en la carta. Así hay unos gambones a la plancha que se acompañana de helado de papas aliñás, unos canelones de carne con tomate, unos tortellinis italianos rellenos acompañados de salsa negra y alioli o unas albóndigas caseras que van preparadas conforme a la cocina griega, con un poco de canela.

Hay toques de cocina árabe con varios platos de couscous que acompañan a unos langostinos al ajillo o a una carne al toro. Se encuentran especialidades orientales como el un wok de verduras y gambones o un tataki de atún que van con arroz japonés y wasabi. No falta la cocina mejicana con unos nachos de carne con queso y guacamole casero o unas quesadillas de salmón y roquefort. Italia va con pizzas aunque los ingredientes no son convencionales. La hay de bacalao, queso de cabra y mermelada de tomate o de salsa barbacoa con bacon, ternera y mozzarella. De Grecia llega una ensalada de queso Feta, aunque combinado con membrillo y orégano, todo un contrastre. Hay hasta sandwich de pollo, aunque en la carta se indica que es de primera calidad y el que quiera una hamburguesa también la tiene hecha con ternera picada y especiada en el restaurante y servida con una salsa de guacamole.

La carta de postres también combina una tarta de zanahorias con helado de coco y salsa de vainilla con varias propuestas basadas en el chocolate. Para finalizar algo que se está ya convirtiendo en habitual en muchos establecimientos, sobre todo los destinados a público joven, y es la carta de gin tonics.

Horarios, teléfono de reservas y más datos sobre este establecimiento pinchando aquí.

No hay comentarios para este post.
Deja un comentario:

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>