Cosas De Comé

Ir a la página de Antonia Butrón
Categorías Buscador
Publicidad
Pulsa aquí para ir a la página de Romerijo
Ir a la página de las jornadas del Estero y la Sal
Ir a la página de Ibericar
Ir a la página de Pantalán G
Ir a la página de Conil Saborealó
Ir a la página de Montesierra
PINCHA AQUÍ Y RECIBIRAS INFORMACION SOBE NUESTROS EVENTOS
Ir a la página de Unic Hostelería
Ir a la página de Ideólogo
Ir a la página de Baelo
Pulse para obtener más detalles de la taberna La Sorpresa
Más información aquí
Pincha aquí para ir a la web de Pescados Bedimar
Ir a la página del Molino de Espera
Ir a proveedores.com
Pinchar aquí para recomendar una tapa, un plato, un producto o un vino de la provincia de Cádiz

El menudo de El Patio de Benitez

Publicado el Jueves, Julio 16, 2015 por Cosas de Comé

El tapatólogo Alejandro Mackinlay recomienda este establecimiento de San Fernando

El tapatólogo Alejandro Mackinlay a través del correo electrónico pepemonforte@cosasdecome.es recomienda el menudo que ha probado en el Patio de Benitez de San Fernando.

Alejandro señala: “¡Por fin!, hoy domingo 12 de julio, he ido a comer y tras unos dos o tres minutos de espera, nos dieron una mesa que quedó libre. Ocuento por partes: Para empezar, el trato, la amabilidad, la eficiencia, la profesionalidad y la simpatía del personal, es sencillamente impresionante, y la verdad ¿Por qué no decirlo?, fuera de lugar. Me explico, y que nadie se ofenda, pero existe un problema generalizado, (a mi parecer), en la hostelería en general, que es la falta de profesionalidad del personal y también la falta de amabilidad. En muchísimos sitios, te sirven como “si te estuvieran haciendo un favor”, en otros el camarero o jefe de sala, te “impone” su criterio sobre tus preferencias. En otros, ves malas caras y gestos de hastío por doquier. No sé si estareis de acuerdo conmigo, pero yo lo veo muy a menudo, incluso en sitios de mucho prestigio, y digamos mas “historia y caché”, (en teoría), del que estamos hablando”.
“Os pongo un ejemplo, uno de los platos que pedimos que estaba fuera de carta, era barriga de atún de almadraba, y el punto de cocción de la persona que se lo iba a comer, es un tanto especial ya que no le gusta ni “vuelta y vuelta”, ni demasiado crudo y, por supuesto excesivamente pasado, que no habría quien se lo comiera. Pues bien, una persona joven que estaba pendiente de todo, no se si es uno de los propietarios, o un encargado, (iba vestido de “paisano”), nos dio su opinión y comentamos las tendencias actuales en cuanto al “punto”. En ningún momento, fue ni “pretencioso” con su punto de vista, ni mucho menos “arrogante o inquisitivo”, que es lo normal por desgracia en otros sitios. La conversación con el fue muy agradable, constructiva y sobre todo comprensiva, por ambas partes. Vamos una delicia de charla en todos los sentidos. Resumiendo, el que tenga curiosidad por lo que comento y afirmo, que se pase por allí, se pida una cervecita en la barra y que se dedique a observar un poco, comprenderá enseguida de lo que estoy hablando”.
“Para acabar, el tema culinario puro y duro. Pedimos: sopa de tomate, “menudo”, la comentada barriga de atún rojo, y unos boquerones fritos. La sopa de tomate, sencillamente espectacular, exquisita, no se puede decir mucho más, tendría que estar pensando en adjetivos y mas adjetivos para describirla. El menudo, igualmente fuera de lo común, y vosotros sabeis que yo soy de menudo. Muy, pero que muy bueno, con su puntito justo de picante, muy untoso, los garbanzos perfectos. Mira que he probado callos, muchísimos no sabría cuantos en mi vida, pero estos están a la altura de los de Casa Lucio en Madrid, pero los de aquí, con sus garbancitos. La barriga de atún, perfecta, exactamente como la queríamos de punto, y de calidad inmejorable. Los boquerones fritos, siendo un plato súper fácil y común, los destaco por la calidad del producto y desde luego por la calidad, limpieza y punto de fritura, maravillosos”.
“Yo rematé la “faena” con una panacota, no pude resistirme. La verdad es que ya puesto me apetecían tres postres de la carta, y como no era capaz de tomar una decisión le dije a la chica que nos atendió, creo que debe ser la maître, que me trajera el que quisiera de los tres que me apetecían. Ya dije el final, una panacota, exquisita, muy, muy buena. Para mi gusto le sobraba el montoncito de nata en spray de adorno, ya que haces un postre genial y el famoso spray lo único que hace es jorobar. Por cierto se lo comenté también, cuando me pregunto el joven del que hable antes, aceptó el comentario de muy buen agrado, incluso me atrevería a decir que estaba de acuerdo con mi opinión. Bueno, una experiencia genial, y que no es que la recomiende, es que me atrevo a decir, que el que no vaya y pruebe se esta perdiendo unos de los sitios mejores de la Provincia, sin duda alguna”.

Horarios, localización, teléfono y más datos del Patio de Benitez, aquí.

Más recomendaciones de lectores y cosasdecome de San Fernando, aquí.

El menudo de El Patio de Benitez fotografiado por Alejandro Mackinlay.

 

 

No hay comentarios para este post.
Deja un comentario:

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>